Supongo que los que ojeen de vez en cuando este diario están al tanto de mi reiteración en ideas como la necesidad de estandarizar múltiples aspectos, en general realmente burocráticos, de la sociedad. A veces no es fácil ver la importancia y la cercanía de esta necesidad. Podemos encontrar un ejemplo muy próximo en la campaña ICE, por «En Caso de Emergencia» (In Case of Emergency), y que se ha merecido ser cubierto por El País: añadiendo una entrada en la agenda de tu móvil con el nombre ICE y el teléfono de la persona de contacto para casos de emergencia simplificarías hasta el mínimo el coste en tiempo y esfuerzo de enfermeros y personal de urgencias por ponerse en contacto con los tuyos. No es más que un sencillísimo convenio, un pequeño API organizacional, que resuelve elegantemente un problema grave.

Yo ya he añadido el mío.